Un hombre acusado de matar a un indigente en Miramar alega que «llegaron a las manos y se golpeó contra la pared»

0
883
Ciutat de la Justícia de València

Un hombre, acusado de matar en abril de 2016 a un indigente en una caseta de campo de Miramar, ha negado en el juicio celebrado contra él que tuviera intención de matar, aunque sí ha reconocido una discusión y unos golpes asegurando que «llegamos a las manos y se golpeó contra la pared. Me fui y pensaba que estaba vivo».

Este hombre, de 37 años, se sentó este pasado miércoles, 18 de abril, en el banquillo de los acusados ante un jurado popular en la Audiencia de Valencia acusado de un delito de homicidio por el que el fiscal le reclama 12 años de prisión al estimar la atenuante de intoxicación etílica.

Por su parte, la acusación particular, ejercida por los padres de la víctima, le piden 18 años de cárcel al calificar los hechos de delito de asesinato. Recordaron que la víctima tenía un grado de discapacidad reconocido del 65%, mientras que la defensa reclama la absolución al no ver delito.

Los hechos se remontan a abril de 2016 cuando la víctima, de 33 años, falleció como consecuencuia de numerosos golpes. La Fiscalía sostiene que el acusado acudió a la caseta en la que vivía la víctima para pedirle explicaciones por unas acusaciones y allí le propinó los golpes y puñetazos hasta causarle la muerte.

Para ver las noticias más destacadas de hoy, pincha aquí

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here