Riba-roja aprueba un presupuesto de 32 millones de euros y destina 1’4 millones a la lucha contra el COVID-19

CaixaBank - MyBox

0
6633
Alcalde de Riba-roja, Robert Raga Gadea

El pleno del Ayuntamiento de Riba-roja de Túria ha aprobado este viernes las cuentas económicas del próximo año con un presupuesto de 32 millones de euros, un 8’74% más que en el presupuesto actual fijado en 29’5 millones.

Ha contado con los votos a favor del equipo de gobierno del PSPV, además de Compromís, Podemos Riba-roja Puede y Ciudadanos y los votos en contra del PP, l’Esquerra y Vox. Las cuentas entrarán en vigor a partir del próximo mes de enero.

Se centran en fortalecer las políticas sociales de inclusión e igualdad destinadas a ayudar y mejorar la situación de las personas con problemas de vulnerabilidad que aumentan en un 12% y se sitúan en 1’9 millones de euros asignados. Asimismo, el fomento del empleo y las políticas de formación se sitúan con una partida de 1 millón de euros, es decir, un 200% de incremento respecto de este año.

El Ayuntamiento de Riba-roja de Túria destinará, además, 1’4 millones de euros en diversas actuaciones para ayudar en la lucha sanitaria provocada por el COVID-19 y que tendrán un carácter transversal ya que estarán enfocadas a diversas áreas municipales como Sanidad, Limpieza, Educación y Cultura, Comercio o Formación, con campañas de limpieza y desinfección de los espacios públicos.

El alcalde de Riba-roja de Túria, Robert Raga, ha agradecido “la voluntad y la predisposición de aquellos partidos políticos que han querido aportar mejoras en este presupuesto en un momento muy importante por la pandemia y, por ello, hemos decidido diseñar unas cuentas expansivas en consonancia con Europa para activar la economía y dotar a nuestro tejido empresarial y comercial con los instrumentos para avanzar en el progreso y el bienestar”.

Asimismo, el equipo de gobierno de Riba-roja de Túria ha aprobado una congelación de los impuestos y las tasas en los presupuestos del próximo año para hacer frente a las consecuencias derivadas de la pandemia, aunque ello no significará en modo alguno un descenso en los servicios públicos básicos, que aumentan en 58.000 euros y pasan a significar este año 9 millones de euros en total.

Incluso, las actuaciones de protección y promoción social aumentan en la misma medida, con otros 568.000 euros y quedan fijadas en un total de 4’3 millones de euros.

El fomento económico, del empleo y de la formación recibirá 1 millón de euros en inversiones y atenderá las necesidades de los demandantes de trabajo para su posterior inserción en el mercado laboral. En esta partida están incluidas los emprendedores, las pymes y el tejido comercial de la localidad.

La congelación de los impuestos y las tasas municipales de Riba-roja de Túria supondrán una reducción de los ingresos en 131.000 euros en los impuestos indirectos y en otros 673.520 euros en las tasas y los precios públicos provocados por las consecuencias derivadas del COVID-19 y que se compensarán con un aumento de las transferencias corrientes y los ingresos patrimoniales.

Precisamente, las inversiones públicas previstas en Riba-roja de Túria para este próximo año aumentarán en un 52’45% en total al pasar de los 2’5 millones de euros a los 3’9 millones de las cuentas aprobadas este viernes. En ellas se incluyen las diversas subvenciones y ayudas que se recibirán por parte de los diversos organismos e instituciones valencianas, cifradas en 1’3 millones de euros.

Otras partidas a tener en cuentas en los presupuestos aprobados para el año 2021 son la dedicada a los parques y jardines que pasan de 697.000 a 1 millón de euros en total (un 54’06% de aumento), el medio ambiente con otro incremento del 169’17% al pasar de los 358.000 a los 966.000 euros o las mejoras en instalaciones deportivas, que pasan de 680.000 a 2 millones de euros. Las actuaciones para el desarrollo empresarial supondrán, además, otra inversión de 1’5 millones de euros, un 128% de aumento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here