El enoturismo crece en España

0
705
Bodega MGwines

Tras años de crecimiento sostenido y aumento de la oferta, es indudable que el enoturismo es ya una opción consolidada en España. El aumento del turismo, que alcanzó el año pasado una cifra récord de 75 millones de visitantes, se ha hecho notar también en el sector del enoturismo, donde el volumen de negocio generado por las bodegas y museos del vino adheridos a Rutas del Vino de España ha alcanzado los 49 millones de euros, lo que supone un incremento del 15,20%.

El nuestro es un país cuya tradición vinícola se remonta muchos siglos atrás. No en vano, los mejores vinos de la Península se llevaban hasta Roma en tiempos del Imperio para  satisfacer los deseos de los patricios romanos.

Hoy, el turismo enológico nos permite viajar en el tiempo y disfrutar de experiencias inolvidables donde la gastronomía y la cultura popular van de la mano. Un viaje al territorio que nos abre sus puertas a sus paisajes y gentes a través de sus viñedos y bodegas.

Barricas

“Gracias a ello, se ha conseguido preservar y perpetuar unos paisajes únicos, situados en muchos casos en zonas desfavorecidas y recónditas, y con ello un patrimonio que tiene siglos de historia y que forma parte indiscutible de nuestras señas de identidad”, declara Luis Miñano San Valero, presidente de MGWines Group.

Dentro de la filosofía de protección y puesta en valor de nuestro patrimonio enológico que se lleva a cabo desde MGWines, se ha realizado la última incorporación al grupo, las bodegas alicantinas Monóvar poseedoras de las reservas del Fondillón más valiosas y variadas que existen en la actualidad. Un tipo de vino que llegó a ser el más importante y reputado del mundo en la época de mayor esplendor del imperio “donde nunca se ponía el sol”, de laboriosa y compleja elaboración y que hoy en día está en riesgo de asegurar su continuidad. En estas bodegas, el visitante puede sumergirse en un viaje al pasado y disfrutar de una experiencia única.

Es el caso de las bodegas alicantinas Monóvar, la última incorporación al grupo MGWines Group, poseedoras de las reservas del Fondillón más valiosas y variadas que existen en la actualidad. Un tipo de vino que llegó a ser el más importante y reputado del mundo en la época de mayor esplendor del imperio “donde nunca se ponía el sol”, de laboriosa y compleja elaboración y que hoy en día está en riesgo de asegurar su continuidad. En estas bodegas, el visitante puede sumergirse en un viaje al pasado y disfrutar de una experiencia única.

 

El reino de la Monastrell, nuestra uva más mediterránea

Sin salir del territorio base de la  variedad Monastrell, MGWines propone otras dos visitas singulares que nos permiten comprender la singularidad de esta variedad considerada la reina del Mediterráneo.

La variedad Monastrell que sólo puede producirse en zonas de clima mediterráneo, es, tras la Tempranillo, la segunda más importante de uva tinta y si bien ejerce como variedad recomendada en diferentes regiones y Denominaciones como Jumilla, Yecla, Valencia, Bullas etc, es en la Denominación Vinos Alicante donde consigue todo el protagonismo.

Casa Corredor y Sierra Salinas, son dos bodegas ubicadas en Villena, la localidad líder en la producción de Monastrell de Alicante, en las que se producen algunos de los vinos más singulares de la Denominación de Origen, y que podrán ser catados por los visitantes de Fitur que acudan al stand de la Comunidad Valenciana.

 

Para ver las noticias más destacadas, pincha aquí

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here