El Supremo da la razón al Ayuntamiento de Benetússer en el litigio de la piscina municipal

0
54
Piscina cubierta de Alaquàs

Tras el último fallo del Tribunal Supremo, que declara desierto el recurso de la empresa Benetússer Centro Deportivo SL, el Ayuntamiento de Benetússer pone punto y final al litigio de las instalaciones de la piscina municipal iniciado en el año 2014.

La sentencia del máximo poder judicial declara firme el fallo de Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana, del 14 de junio de 2022, que desestimaba la apelación de la concesionaria en la que se solicitaba el abono de 954.802,22 euros más a la cuantía ya liquidada por el consistorio. De este modo, se pone punto y final a “un proceso muy largo, con diferentes litigios en distintos juzgados, con la satisfacción de iniciar el año con la piscina nuevamente abierta y sin que Benetússer tenga que abonar ni un euro más de ese casi millón que se nos solicitaba, una cifra que podremos invertir en ampliar nuestras instalaciones para ofrecer más y mejores servicios a la ciudadanía”, declara la alcaldesa de la localidad, Eva Sanz Portero.

El origen de la vinculación entre el Ayuntamiento de Benetússer y la empresa concesionaria Benetússer Centro Deportivo SL se remonta al 2009, año en el que ambas partes firman un contrato para llevar a cabo la gestión de las instalaciones deportivas que incluían las piscinas municipales. En función de ese acuerdo, el ayuntamiento debía abonar una cantidad en concepto de canon cada uno de los treinta años de duración del contrato y, a cambio, la empresa se encargaba de la obra de las instalaciones, de su mantenimiento y de su gestión.

Tras surgir desavenencias sobre el resultado de la obra y la gestión del centro, el 15 de marzo de 2014 la empresa decidió cerrar definitivamente las instalaciones, dando inicio al procedimiento judicial que ha durado más de ocho años en el que el ayuntamiento consiguió recuperar las llaves en el 2018 tras la liquidación de 879.352,70 euros. Dicha cifra fue recurrida por la contratista en abril de 2020 y el Juzgado de lo Contencioso Administrativo nº 3 de Valencia fijó a su favor una indemnización total de 1.834.154,92 euros, una cantidad desestimada por el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana, que revocaba así la sentencia apelada por Benetússer Centro Deportivo SL. Finalmente, la concesionaria presentó un recurso ante el Tribunal Supremo que, tras declararlo desierto, establece como firme y definitiva la resolución judicial del TSJ por lo que el ayuntamiento no deberá abonar los 954.802,22 euros extra solicitados. “Tras muchos dimes y diretes, damos por fin carpetazo a todo este asunto en el que nos hemos mantenido firmes durante años, cumpliendo con nuestro compromiso de devolver a Benetússer lo que era suyo por derecho”, concluye Eva Sanz.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí