El juzgado absuelve a Emilio Morales y Fernando Casanova en dos demandas del PP de Chiva

0
3813
Ciutat de la Justícia de València

El Juzgado de lo Penal número 10 de Valencia ha absuelto al alcalde de Chiva, Emilio Morales, del delito de injurias y calumnias del que le había acusado el exalcalde del PP, José Manuel Haro, al no observar delito alguno en las declaraciones que fueron objeto de querella en una entrevista concedida al diario El Mundo en octubre de 2015.

Tras esa entrevista José Manuel Haro se querelló contra Morales por injurias y calumnias al afirmar éste que «se acabaron los chanchullos» en el consistorio de Chiva. Ahora el juez entiende que no hubo ni injurias ni calumnias y absuelve al actual alcalde del municipio.

Morales, en su descargo «hizo referencia a que lo que manifestó al periodista eran simplemente opiniones políticas, impresiones personales o sensaciones acerca de la gestión desplegada por el anterior alcalde durante años», como asegura el juez en su sentencia.

Emilio Morales afirmó en el juicio que al decir «chanchullos» su intención no era la de atribuir actuación delictiva concreta alguna al querellante sino que se refería a la forma con la que el anterior gobierno municipal gestionaba el municipio, a base de lo que coloquialmente se denomina «chapuzas»; en definitiva, «a hacer las cosas mal hechas».

El letrado de Haro apuntó en su informe que el diccionario de la Real Academia Española define el término coloquial «chanchullo» como «manejo ilícito para conseguir un fin, y especialmente para lucrarse», aunque el juez entendió que lo expresado por el acusado en la entrevista mereciese la consideración de hechos que «de ser ciertos podrían ser constitutivos, al menos, de delitos contra la Administración, tales como prevaricación o malversación de caudales públicos, entre otros», como sí sostuvo el fiscal.

Más bien al contrario, «se trata de imputaciones genéricas y que deben ser entendidas dentro de la crítica política que el acusado, recién aterrizado en la alcaldía, dirige a los anteriores gestores por su modo de conducirse al frente del consistorio en los años precedentes», apunta el juez en la sentencia.

En consecuencia, concluye que «nos hallamos ante el ejercicio del derecho a la crítica en al ámbito de la representación política de modo que las expresiones o manifestaciones que el acusado realiza no puedan entenderse como de entidad y gravedad suficiente para integrar la protección penal».

 

Otra sentencia absolutoria

La demanda del ex alcalde del PP José Manuel Haro fue la segundo que interpusieron los populares en el inicio de la legislatura. La primera llegó unas semanas después de tomar posesión el nuevo gobierno, a cuenta de la no contratación de una médico para las fiestas del Toro de Cuerda de ese 2015.

En este caso los dos demandados, el alcalde, Emilio Morales, y el edil de Fiestas, Fernando Casanova, también han sido absueltos, al sobreseer el juzgado de Requena la causa abierta, tras la querella interpuesta por varios ediles del PP de Chiva.

En esta ocasión, el juzgado de Requena entendió que no estaba debidamente acreditada la perpetración de ilícito penal alguno, «sin perjuicio del derecho que asiste al demandante de acudir a la jurisdicción administrativa o social para denunciar la supuesta infracción».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí