El Consell y Oliva firman un convenio para que el Ayuntamiento pueda adquirir viviendas a través del derecho de tanteo

0
546
Oliva
Uno de los momentos del encuentro.

El vicepresidente segundo y conseller de Vivienda y Arquitectura Bioclimática, Rubén Martínez Dalmau, ha firmado un convenio con el alcalde de Oliva, David González, que permite al Ayuntamiento comprar viviendas a través del derecho de tanteo y poder atender las necesidades habitacionales más urgentes del municipio.

Martínez Dalmau ha explicado que con la firma de este convenio la Generalitat cede al consistorio el derecho para adquirirlas viviendas y así crear un parque municipal. En ese sentido, ha recordado que este convenio permite a Oliva puede optar a las subvenciones que la Conselleria tiene para este fin, y que este año ascienden a diez millones de euros.

Para el vicepresidente, el derecho de tanteo y retracto se ha convertido en «una gran oportunidad para que los ayuntamientos puedan formar parte de una manera más activa de las políticas de vivienda del Consell e implicarse directamente en la gestión». Además, considera este mecanismo como «uno de los pilares de la política de vivienda de la Generalitat».

Ya son muchos los ayuntamientos de la Comunitat que se han adherido a esta iniciativa que «permite ofrecer hogares a personas vulnerables, principalmente, pero que al mismo tiempo es una estrategia que optimiza los recursos ya disponibles, evita el abandono de inmuebles, sirve de freno a la especulación y permite adquirir casas a un precio asequible».

Oliva es uno de los municipios de la Comunitat incluido en las Áreas de Necesidad de Vivienda (ANHA) dada la gran carencia de vivienda pública disponible. Además, es una localidad con un considerable número de emergencias habitacionales. De hecho, algunas de las emergencias de Oliva se han resuelto a través de viviendas que la Conselleria dispone en otros municipios próximos a través del convenio con CriteriaCaixa.

Destacar que las viviendas que se adquieran a través del tanteo y retracto se calificarán de protección oficial con carácter permanente, por lo que se incorporarán a su parque público municipal. De esta forma, «avanzamos hacia un sistema de protección social cada vez más efectivo y real».

Este convenio es el resultado del Decreto Ley 6/2020, de 5 de junio, del Consell, para la ampliación de vivienda pública en la Comunitat Valenciana mediante los derechos de tanteo y retracto. Con él, la Generalitat puede ceder los derechos de adquisición preferente al municipio donde se ubique la vivienda objeto de tanteo o retracto, algo que podrá ejercer directamente o a través de un ente público en el que delegue las competencias de vivienda.

Según ha resaltado Martínez Dalmau, otra ventaja sobre la cesión de este derecho es que se asegura una mayor proximidad en los servicios que se prestan en materia de vivienda, lo que supone que cuando surja un problema, la capacidad de actuación va a ser mucho más rápida.

«Con todo ello, continuamos con la ampliación del parque público de pisos destinados al alquiler a través de distintas líneas de actuación de la Vicepresidencia Segunda, como son `por ejemplo el concurso de compra directa o la adquisición de inmuebles a entidades bancarias», ha concluido.

Por su parte, el alcalde de Oliva ha declarado que con este convenio «el Ayuntamiento dispondrá de una herramienta muy eficaz para crear y ampliar el parque público de vivienda, y también facilitará el acceso a subvenciones de la Conselleria en esta materia». «Los ayuntamientos somos las administraciones más próximas a las personas y las que mejor conocemos las necesidades de nuestra población. Por eso desde el gobierno municipal celebramos la cesión del derecho de tanteo y retracto».

Para ver las noticias más destacadas de hoy, pincha aquí

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here