El grupo municipal de Compromís en el ayuntamiento de Daimús ha presentado, a través de un comunicado de prensa, una batería de alegaciones a la liquidación de las cuentas de 2017. Los nacionalistas han denunciado la actitud del alcalde del PP, Javier Planes, asegurando que “ni controla los gastos ni los ingresos”.

Ayuntamiento de Daimús.

Desde Compromís aseguran tener “sospechas fundamentadas del descontrol de ingresos”. Por ello, desde la formación nacionalista han presentado una batería de alegaciones a la liquidación de las cuentas de 2017 porque tras revisar los ingresos no se han detectado los correspondientes de los tiquets del concurso de paellas; de la cena del pregón de las fiestas; la limpieza de solares urbanos y la publicidad en el libro de fiestas. En este último punto aseguran que según las ordenanzas, los ingresos por publicidad deberían ser de 3.480 euros pero la diferencia es de más del 80%.

El portavoz de Compromís per Daimús, Jesús Ruiz, ha recalcado que hace unas semanas el primer edil anunciaba que gracias al control del gasto que había aplicado su gobierno, iba a dejar este año el endeudamiento a cero. Sin embargo, según Ruiz, si se ha reducido la deuda es porque algunos préstamos han vencido, porque durante las dos legislaturas que está gobernando, han subido de forma desmesurada los impuestos en Daimús, especialmente el IBI, que lo ha hecho en un 30% y porque en los últimos años, «los ciudadanos de Daimús han estados sometidos al cumplimiento de planes económicos-financieros por el incumplimiento sistemático de la regla del gasto y la estabilidad presupuestaria”.

Para ver las noticias más destacadas de hoy, pincha aquí

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí