Cómo proteger tu terraza contra las filtraciones de lluvia

0
1188

Debido a su exposición frente a cualquier agente externo, las terrazas son una de las partes de las viviendas que más pueden sufrir cualquier tipo de daños. Durante los periodos de lluvias, el agua suele acumularse lo que, a la larga, puede generar filtraciones que dañen toda la estructura.

Durante muchos años se han desarrollado métodos adecuados para proteger a las terrazas; impermeabilizarla es uno de los más prácticos. En la actualidad son muchas las compañías que ofrecen este servicio, pero pocas garantizan una excelente calidad como la empresa de impermeabilización Lemara.

Si posees una terraza y deseas conocer cómo protegerla, te damos algunos consejos a tener en cuenta.

Impermeabilizar: el método por excelencia

La impermeabilización garantiza siempre una protección completa sobre cualquier estructura. Es un método que se aplica en paredes y techos, pero que también funciona adecuadamente para las terrazas.

Cuando sufren las filtraciones por lluvia, generalmente las terrazas no están impermeabilizadas. El agua acumulada se cuela por las grietas, llegando a sectores de la vivienda que pueden deteriorar estructuras completas.

Durante los periodos de lluvias, las terrazas reciben una gran cantidad de agua. Además, el nivel de evaporación es poco, lo que aumenta los problemas de filtración. Si a eso se le suma la presencia de grietas, entonces la humedad y el deterioro son inminentes.

Impermeabilizar es el método por excelencia. La terraza recibe una especie de manto protector que evita que el agua pase hacia el resto de la vivienda, además de que protege los materiales de construcción de la humedad.

Elimina el moho

Cuando el agua se acumula es común que aparezcan microorganismos en forma de moho. Estos se fijan en las esquinas, o en los intersticios entre las baldosas, las fisuras y demás lugares en los que la humedad fácilmente se mantiene.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR  5 razones por las que alquilar un trastero

La aparición del moho es mayor durante las lluvias, y su presencia solo es un síntoma del deterioro de una terraza. Cuando hay moho y elementos de humedad es mucho más factible que la filtración ocurra en las terrazas.

Si bien se trata de un lugar de la vivienda que se ensuciará con frecuencia, lo recomendable es optar por una limpieza constante con el fin de eliminar el moho y cualquier otro microorganismo que sea producto de la humedad. Su sola presencia acelera las filtraciones.

Repara fisuras y grietas

Las fisuras y grietas son elementos muy comunes que conllevan a la aparición de filtraciones de lluvia en las terrazas. Surgen por el deterioro de los materiales con los que se construyeron, debido a que son expuestos a la intemperie, el calor, el agua, las bajas temperaturas, entre otros agentes molestos.

Cuando una terraza muestra fisuras y grietas es muy común que esta pueda sucumbir a la presencia de filtraciones. El agua se puede colar por medio de ellas y llegar a las paredes, las habitaciones, el techo de la vivienda, etc. Su sola aparición muestra un camino a la humedad para que esta dañe cualquier estructura.

Precisamente por ello, una forma de proteger a las terrazas de cualquier filtración de lluvia es reparando las fisuras o grietas. Estas aparecen en la unión del suelo con las paredes, las esquinas y en algunas zonas cercanas a las puertas o agujeros para desagüe, en caso de que se tengan.

Lo ideal es utilizar selladores. Sin embargo, antes se debe limpiar completamente, eliminando cualquier rastro de polvo o material suelto que pueda aparecer. Luego de ello se procede a la reparación y así se evita el tránsito de las filtraciones.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR  ComarcalCV y AgroNews, la alianza entre dos medios líderes

Todo ello acompañado de la impermeabilización garantiza una terraza protegida.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here