Adriana Ozores: “Uno se compromete en cuerpo y alma en el escenario”

0
523

Con una larguísima trayectoria profesional en cine, teatro y televisión, la actriz Adriana Ozores visitó Valencia como protagonista (junto a Joaquín Climent y Susi Sánchez) de la pieza teatral ‘Los hijos’; un intenso drama triangular (y al mismo tiempo social), sobre las repercusiones de una accidente nuclear en un mundo donde los avances tecnológicos, y sus consecuencias en el medio ambiente, ofrece sus luces y sombras sobre la sociedad y los individuos.

Adriana Ozores durante al rueda de prensa. (Foto-Roberto Fariña).

Comprometida con la necesidad de actuar frente al cambio climático, “como profesionales tenemos que tener una actitud de compromiso ante el tema”, indica la actriz; su paso por la ciudad nos permite conocer un poco más su punto de vista obra el texto y su pasión por el teatro.

ComarcalCV: ‘Los hijos’ plantea una actitud de compromiso, por parte de unos personajes adultos, frente a una catástrofe nuclear y ante la crisis de una sociedad plagada de contradicciones pero, ¿no crees que la verdadera crisis ocurre cuando la sociedad vive un falso bienestar sin mirar la consecuencias posteriores…

Adriana Ozores: ¡Fantástico! ¡Claro! Sí, sé a qué te refieres.

CCV.: … Ya, pero… luego esa sociedad dice estar en crisis cuando antes ya hubo una crisis moral y ética y…

A.O.: ¡Claro, claro! Efectivamente, ese es el peligro del bienestar mal encauzado. Que uno no deja de ponerse una venda porque…, “qué a gustito estoy y quiero seguir así”, ¿verdad? Pero eso no es real. ¡Claro que está muy bien que aspiremos a eso! Porque vivir en el sufrimiento y la pelea constante no nos permite vivir pero…, sí que es cierto que ese estado de bonanza desmedido nos impide ver las consecuencias de lo que hacemos y mirar hacia otro lado. Antes de la crisis hay otra crisis más invisible.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR  El Olympia recibe en febrero el musical ‘La familia Addams’

CCV.: Sin importar los que ocurra.

A.O.: ¡Sí, así es! Es mirar hacia otro lado, incluso mirar hacia nosotros mismo como una actitud egoísta. Por eso lo fantástico siempre es el camino del medio. Es el equilibrio.

CCV.: Bueno, esa era la propuesta de Aristóteles, el punto intermedio entre los extremos. Lo que él definía como “el término medio justo”.

Ozores en una imagen de ‘Los hijos’.

A.O.: Exacto, conoces la propuesta, y estoy segura que ése sería un excelente principio para tener una sociedad más equilibrada y no paguemos la consecuencias de un extremo u otro.

CCV.: ¿Es una de las reflexiones que ‘Los hijos’ pone sobre la escena, el haber mirado hacia otro lado?

A.O.: No. No, porque la autora ha tenido la inteligencia de plantearte el conflicto y que seas tú, como espectador, quien tome una decisión o…, que se quede en el conflicto, que todavía es más sabio que inclinarte hacia un lado o hacia otro. Pero la obra te plantea un conflicto ético y a mí eso me parece grande y sobre todo muy interesante de cara al espectador.

CCV.: Es decir que ‘Los hijos’ pone sobre la mesa planteamientos morales y éticos tanto en los personajes como en los espectadores, ¿sí?

A.O.: Exactamente, sí. Por eso hay mucha gente, cuando hemos hecho encuentros con el público, que se rebotaaaa (pone cara de enfado y agita una par de veces la mano con vehemencia) que no veas tú. ¡Claro, es normal! De eso se trata nuestro trabajo. Si nuestro trabajo encima del escenario no te está moviendo a ti en el patio de butacas pues…, mira, es eso, qué divertido, me lo he pasado bien un rato y, ¡ojo!, que también es necesario  evadirte pero…, si tenemos compromiso real con nuestro trabajo, desde el lado de los actores; desde luego hay un tanto por ciento elevado en el que tenemos que mover consciencias y…, así lo creo.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR  Cultura y el IVC llevan a Almagro la música y las artes escénicas valencianas

CCV.: Teatro, cine, televisión…, me confesaste tras verte trabajar en ‘Petit Pierre’ y ‘Atchuuss!!!’ que el teatro era tu espacio más natural, ¿sigue siendo la escena tu prioridad profesional?

A.O.: (sonríe) A ver, a ver…, es que el compromiso que tú tienes encima del escenario es distinto al que puedas tener delante de una cámara. Tú delante de una cámara hay algo que es diferente, cuando estás en plano corto y claro que estás contigo y…, trabajando desde una autenticidad y una verdad, ¿no?; pero hay un compromiso total, de todo tu cuerpo, de toda tu alma, lo que es la tensión de la exposición…, lo que es estar expuesta al público eso no te lo da el audiovisual, es infinitamente más comprometido el teatro. Uno se compromete en cuerpo y alma, te están mirando desde la punta del pelo hasta la punta del pie y…

CCV.: … Pero eso forma parte de la exigencia del teatro.

A.O.: … ¡Por supuesto! Hay algo de exposición total, una exposición entera y….

CCV.: … Y a ti te gusta.

A.O.: Hmmm…, eehhhhh, no lo sé, no lo sé. Por un lado me encanta pero por otro uno dice a veces: “tanta vida, tanta exposición, qué huella nos dejará a los actores, sobre todo a los actores que hacemos teatro”. A veces sí que me lo pregunto, es algo que pienso a la hora de hacer teatro y…, ¡mira que me gusta el escenario! Sí, me encanta pero deja una exposición muy fuerte y me hago muchas veces esta pregunta sobre la verdad en el escenario.

CCV.: Gracias, querida Adriana y nos alegramos tenerme por Valencia.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR  La Biblioteca Valenciana celebra el Día de la Poesía con el poeta Antonio Cabrera

A.O.: Gracias a vosotros y me encanta estar en el Olympia y en esta ciudad tan espacial para mí.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here