8 + 3 = 11 // EU – Requena

0
504

Cada nuevo Pleno del Ayuntamiento de Requena pone de manifiesto que, por mucho que lo nieguen, existe “de facto” un pacto entre los grupos municipales del Partido Socialista y de Requena Participa.

El título de este comunicado, recoge la frase pronunciada por el portavoz del grupo municipal de Izquierda Unida, Elías Ramírez en el último pleno celebrado el pasado día 8 del presente mes de octubre, en alusión directa a la más que sospechosa coincidencia en las votaciones entre el PSOE y Requena Participa (la
marca blanca de Podemos en nuestro municipio). Coincidencia que nadie podría imaginarse antes de las elecciones, cuando para Podemos, tanto el PP como el PSOE eran “la casta”.

Esta afirmación no es gratuita. Sólo hay que echar mano de las cifras: de los 62 puntos tratados en los plenos celebrados hasta la fecha (quitando el pleno de constitución), Requena Participa ha votado siempre a favor del PSOE o con su abstención ha favorecido sus puntos de vista. Para ser precisos, votó en contra en el pleno del mes de junio en el punto 8.2 referido a las delegaciones contenidas en la letra ñ), correspondientes a la aprobación de los proyectos de obras y servicios cuando sea competente para su contratación o concesión, y cuando aún no estén previstos en los Presupuestos.

Y dentro de esta tónica general, y con los argumentos más peregrinos, vota incluso en contra de cuestiones que lleva en su propio programa. Tal es el caso de la moción, presentada por el grupo de Izquierda Unida, para que, por parte del Ayuntamiento, se ceda el espacio que ha sido dejado de utilizar por las oficinas del
“LEADER” a la Agenda 21 y al Consejo de Alcaldes Pedáneos. Secundando la postura del PSOE, votaron en contra de la cesión del local solicitado. ¿Dónde queda su apuesta por la participación de los ciudadanos? ¿No será que el problema era que el Presidente de la Agenda 21 es en la actualidad Antonio Moya, como se llegó a decir en la Comisión?

Tanto al PSOE como a Requena Participa, les decimos que el local no es para una persona en concreto, sino para la Agenda 21, y que el Sr. Moya no es Presidente vitalicio, que ya lo era antes de ir en las listas de Izquierda Unida, y que tanto la Agenda 21, como el Consejo de Aldeas y Alcaldes pedáneos, cuya creación se propone, son parte del propio Ayuntamiento