TRAM de Alicante realiza un simulacro de un tranvía que arrolla a un peatón en el túnel

0
377

[Img #10646]Ferrocarrils
de la Generalitat Valenciana (FGV) ha realizado en la madrugada de hoy
un simulacro en el TRAM Metropolitano de Alicante recreando la situación
de un tranvía que arrolla a un peatón que se desplaza en el túnel.
Decenas de personas han participado en el desarrollo de este simulacro
para cuya escenificación se ha elegido la nueva Línea 2, que une la
estación de Luceros con Sant Vicent del Raspeig.

El ejercicio, organizado por el departamento de Seguridad de
FGV, tiene un triple objetivo: comprobar la idoneidad de los protocolos
de actuación del Plan de Autoprotección del TRAM; facilitar que los
miembros de los diversos colectivos implicados en la resolución de este
tipo de incidencias se familiaricen con las instalaciones y
equipamientos de seguridad de la red, y verificar la eficacia en la
coordinación de todos los colectivos implicados ante una situación de
supuesta emergencia.

Junto con el personal de FGV, en el acto han intervenido
bomberos; personal del Centro de Coordinación de Emergencias de la
Generalitat y del Centro de Información y Coordinación de Urgencias,
policías locales, autonómicos y nacionales, vigilantes de seguridad y
efectivos de Protección Civil.

Arrollamiento

El simulacro dio comienzo hacia la medianoche, cuando un
tranvía se dirigía a Sant Vicent del Raspeig y que, a su paso por el
túnel de la Avenida Denia, arrolla a una persona que circulaba
indebidamente por el interior del túnel. Como consecuencia del
arrollamiento la persona quedaba atrapada debajo de la unidad con
heridas de gravedad.

A partir de ese momento, se activaron los protocolos
establecidos para informar del siniestro y actuar en consecuencia y en
coordinación con el resto de entidades que prestan ayuda y socorro en
este tipo de situaciones.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR  Denia y Yátova acogen las V Jornadas sobre Bous al Carrer

La Jefatura de Seguridad organiza, periódicamente, visitas a
las instalaciones y prácticas de simulación de incendios en distintos
tramos de la red, en las que participan tanto agentes de FGV como
miembros de los distintos parques de Bomberos, con el objetivo de que se
familiaricen con las instalaciones y equipos de seguridad en
situaciones de situaciones de supuesta emergencia.