Bankia estudia habilitar un autobús itinerante y cajeros allí donde cierre oficinas

0
485

Así lo han señalado en declaraciones a los periodistas el director territorial de Bankia, Antonio Soto, y el presidente de la Diputación de Valencia, Alfonso Rus, antes de mantener una reunión con una treintena de alcaldes de la provincia para abordar el problema de la falta de asistencia bancaria en los pueblos pequeños.
Soto ha explicado que ya mantienen “contactos individuales con cada uno de los ayuntamientos” y que Bankia tiene “plena disposición” a ofrecerles soluciones, a lo que ha agregado que la entidad está “cumpliendo directrices que marca Bruselas” dentro del proceso de recapitalización de la entidad nacionalizada.
Ha argumentado, en este sentido, que este plan “implica procesos dolorosos en poblaciones, en personas, en sucursales” y que acude a la reunión con los alcaldes precisamente “para explicar cómo va ese proceso, cómo queremos enfocarlo y hasta dónde podemos llegar”.
“Vamos a intentar dar soluciones a todos, pero no es fácil”, ha admitido Soto, quien mantiene que “al final todo esto lleva un trasfondo económico, que es lo que se tiene que poner en consideración”. Ha insistido, no obstante, en que “la disposición por parte de Bankia es plena” dado que lleva “muchos años” en esas poblaciones y “al final, detrás de esto hay personas”.
Entre esas posibles soluciones, ha indicado que van a “hacer un poquito de todo”, habilitar cajeros automáticos, “una ruta de autobús con la periodicidad que podamos –ha dicho– en determinadas plazas”, una especie de oficina itinerante, y que, además, buscan “agentes financieros” y recurrirán al acuerdo con Mapfre que data de 1998 para que cada delegado de la compañía “pueda atender a esos clientes”.
Inicialmente, dejarán “los cajeros durante al menos tres meses, aun cerrada la oficina”, para “ver también qué respuesta tiene por parte de las personas” y “la rentabilidad que pueda tener el cajero”, a lo que ha agregado que también estudian con los alcaldes que les pongan “algún sitio donde ubicarlo” para poder “mantener el cajero”.
Por su parte, Rus ha valorado la disposición de Bankia a “intentar dar una solución a los pueblos que no van a tener una entidad financiera”, la “mejor” posible, como por ejemplo “intentar tener los cajeros si lo consideran positivo en los ayuntamientos y, por lo menos, que no se queden sin el servicio, que es lo más importante”.
También ha aludido a la posibilidad de habilitar “un autobús para cada zona para que, si hiciera falta, iría un empleado de la entidad para atender a los clientes y para dar soluciones” y ha remarcado la necesidad de “aportar ideas y dar soluciones” especialmente en el caso de las 17 localidades que se quedan “sin ninguna entidad”.