El alcalde de Lliria cifra en 300 las hectáreas afcetadas del municipio

    0
    312

    Izquierdo, según han informado fuentes municipales en un comunicado, mantuvo anoche una reunión con los portavoces de los grupos políticos para informarles de la situación del fuego y sus efectos en las últimas 24 de horas, además de participar en diversos encuentros convocados por la Conselleria de Gobernación durante toda la jornada de ayer.
    Así ha explicado que la llegada de las llamas a las cercanías de la planta provisional de tratamiento de residuos, que está en construcción en Canyada Parda, obligó a suspender temporalmente el vertido de los camiones en la estación, que se restableció en la tarde de ayer al no afectar finalmente a la instalación.
    Además, durante la madrugada del lunes, el alcalde Manuel Izquierdo comprobó cómo “las condiciones meteorológicas adversas favorecieron la virulencia y la rapidez con la que se propagaba el fuego” ya que el edil participó junto a agentes de la Policía Local en el desalojo de vecinos de sus chalés.    
    El munícipe ha explicado que, “además de masa forestal, se han calcinado campos agrícolas y alguna edificación rústica”. Por otro lado, ha informado que en la mañana de ayer se originó otro pequeño incendio cerca de la urbanización San Gerardo, aunque éste fue sofocado rápidamente.
    Izquierdo ha agradecido “el trabajo de todos los efectivos de emergencias que están participando en la extinción del incendio de Chulilla, y en particular de los agentes de la Policía Local y Protección Civil de Llíria que han desarrollado su labor en las zonas afectadas del término municipal”.