Riba-roja aprueba la reserva a las mujeres de un 30% de plazas en las convocatorias a Policía Local

0
325
Policía Local.

El pleno del ayuntamiento de Riba-roja de Túria ha aprobado el nuevo reglamento municipal de la Policía Local para regular la actuación, organización y funcionamiento por el que se regirán los miembros de este cuerpo de seguridad. La propuesta del equipo de gobierno -formado por el PSPV, Compromís y Esquerra Unida- ha contado con el apoyo de Ciudadanos y Riba-roja Pot y la abstención del Partido Popular.

Entre las novedades principales que introduce este reglamento caben destacar algunos aspectos como una reserva del 30% para las mujeres en las convocatorias de la escala básica que quieran acceder a un puesto de agente en Riba-roja “con el objetivo de conseguir una composición equilibrada en la plantilla de la Policía Local entre hombres y mujeres, con acciones positivas previstas en la normativa de igualdad de género a través de los propios planes de igualdad”. Todo ello con el objetivo de que en un futuro se llegue hasta un 40% la proporción entre ambos sexos en el cuerpo de la Policía Local.

El nuevo reglamento aprobado por el pleno de Riba-roja especifica, de forma pormenorizada en 12 apartados, todas las funciones y deberes que deberán cumplir los agentes de la policía local con el respaldo administrativo que supone esta nueva normativa municipal, en todas las labores que tradicionalmente llevan a cabo sino también adaptadas a la nueva realidad social.

Para ello, la Policía Local de Riba-roja se estructurará en seis unidades de trabajo: la administrativa encargada de la gestión interna del cuerpo; la unidad de medio ambiente que se encargará de la custodia e inspección de los recursos naturales y los bienes que componen el patrimonio histórico y artístico; la unidad de proximidad con especial atención a las relaciones con las entidades y asociaciones vecinales para conocer sus demandas y necesidades; el departamento de áreas industriales sobre la planificación, desarrollo, el seguimiento y la vigilancia en los polígonos así como posibles infracciones.

La unidad de patrulla se encargará de la seguridad ciudadana, la regulación del tráfico, infracciones, atestados, medición de ruidos y cooperación con otros cuerpos de seguridad del Estado; por último, cabe destacar el grupo dedicado a las actuaciones en violencia de género y menores dentro de los protocolos establecidos actualmente por la legislación vigente.

La nueva normativa que entra en vigor con este reglamento regula también algunos deberes como el secreto profesional que deberán guardar los agentes “respecto de todas las informaciones que conozcan por razón o con ocasión del desempeño de sus funciones” y no estarán obligados a revelar las fuentes de información “salvo que en el ejercicio de sus funciones la ley les imponga actuar de otra manera”.

El régimen de incompatibilidades prohibirá el desempeño de ningún otro de puesto de trabajo, cargo, profesión o actividad para los agentes que forman parte del cuerpo de la policía local en aras a garantizar el estricto cumplimiento de sus deberes o comprometer su imparcialidad o independencia.

Consejo de la Policía Local

Otros órganos previstos en el reglamento para su creación son el consejo de la Policía Local constituido bajo la presidencia del alcalde y formado por el jefe del cuerpo y por los agentes pertenecientes a las organizaciones sindicales más representativas y cuyas funciones se centrarán en cuestiones de ámbito interno, especialmente mediación y conciliación de conflictos, informes de felicitaciones a los agentes, planes de productividad y procedimientos disciplinarios. También se creará la junta de mandos para asesorar al jefe de la policía local e informar sobre la resolución de asuntos de régimen interior.

Por último, el reglamento desarrolla de forma detallada el régimen disciplinario y de recompensas que se establecen legalmente a partir de ahora, que podrán ser muy graves, graves y leves con sanciones en función de la gravedad, además de los premios y recompensas que podrán recibir en virtud del desarrollo de su labor.

El alcalde de Riba-roja de Túria, Robert Raga, ha destacado la “necesidad de aprobar este reglamento que regula un labor tan necesaria y eficaz que llevan a cabo los agentes de la Policía Local, por ello debíamos plasmar en un texto legal la realidad que se vive en el día a día, todo ello englobado a la modernización que hemos introducido y respetando escrupulosamente a la nueva ley autonómica que se está tramitando sobre la regulación de la policía local”.

Para ver las noticias más destacadas de hoy, pincha aquí

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here