Maridando el alcaucil con cerveza por San Patricio

0
90

Las recetas con verdura intensifican el sabor de la bebida y favorecen la eliminación del alcohol en sangre | España es el quinto país consumidor de cerveza, con 92 litros por persona al año, y el segundo de alcachofa, con 3,4 kilos anuales per cápita

Con ocasión del popular Día de San Patricio, que se celebra hoy, 17 de marzo, la Asociación para la Promoción del Consumo de Alcachofa, Alcachofa de España, invita a los consumidores españoles a abrazar la tradición nórdica, extendida a nivel internacional, y maridar nuestro producto estrella, la alcachofa, con el de Irlanda, la cerveza.

España es el quinto país que más cerveza bebe en todo el mundo, con 92 litros por persona al año (Irlanda justamente se encuentra en el tercer puesto con 129), según un estudio publicado por Constanza Business & Protocol School en 2015, y el segundo en consumo de alcachofa, sobre todo en la cuenca del Mediterráneo, con una ingesta estimada de 3,4 kilos per cápita, tanto fresca como congelada y en conserva, como indica Antonio Galindo, presidente de la asociación.

Unos hábitos tradicionales que la entidad quiere aprovechar con la llegada del buen tiempo y de la primavera para apoyar la cocina con alcaucil acompañada de esta bebida, siempre y cuando sea haga de manera moderada y con control, cuyo sabor se ve intensificado y que favorece la eliminación del alcohol en la sangre.

Alcachofa y cerveza, una unión buena para la salud

Además, esta verdura es muy saludable y se recomienda tomarla, al menos, dos veces por semana, preparada al vapor o cocida para que no pierda sus beneficios nutricionales y servida con aceite de oliva virgen y/o vinagre de manzana. Entre los beneficios de su consumo destaca que previene la acumulación de grasa en el hígado y la formación de piedras en la vesícula biliar; regula la formación del colesterol, gracias a la cinarina (sustancia presente en sus hojas); reduce el riesgo de enfermedades del corazón; contribuye a una coagulación sanguínea normal, y es rica en fibra y en proteínas.

A estas características saludables se suman las que posee la ingesta moderada de cerveza, ya que, según investigaciones recientes, puede ayudar a evitar y/o a retrasar la aterosclerosis, además de reducir los factores de riesgo ante enfermedades del corazón. El estudio Bases científicas de los efectos beneficiosos del consumo moderado de cerveza en el sistema cardiovascular, dirigido por el doctor Ramón Estruch, consultor senior en Medicina Interna del Hospital Clínic de Barcelona, destaca que su consumo durante las principales comidas del día protege el sistema cardiovascular en mayor medida que otras bebidas alcohólicas.

Una variedad de cerveza para cada receta

Cada elaboración culinaria requiere de un tipo de cerveza adecuada que realce su gusto y potencie sus cualidades. Por ejemplo, aquellas recetas que posean mucho picante se deben acompañar de cerveza rubia, mientras que las ensaladas y los platos con vinagre van bien con otras más suaves. Por su parte, el sabor de las de trigo se ve intensificado por combinaciones de alcachofa y pescado y las negras agradecen las preparaciones fuertes.

Dejar respuesta