El agua vuelve a inundar el Tancat de la Ratlla en la Albufera

0
104

Este antiguo arrozal propiedad de la Generalitat se gestiona gracias a un convenio con SEO/Birdlife para potenciar la biodiversidad de ecosistemas acuáticos | Conselleria pone en marcha el plan de gestión del Tancat para el fomento de hábitats permanentemente encharcados, un buen indicador de la calidad del agua del lago

La Consellería de Agricultura, Medio Ambiente, Cambio Climático y Desarrollo Rural ha comenzado las actuaciones para mejorar el sistema de gestión hídrica del Tancat de la Ratlla. Este antiguo arrozal, propiedad de la Generalitat, es un área de reserva de diez hectáreas, ubicada en el Parque Natural de la Albufera de València, en el término municipal de Silla.

El plan de gestión de este espacio ha sido elaborado por SEO/BirdLife en el marco de un convenio de colaboración entre esta ONG y la Generalitat Valenciana. El objetivo es la recuperación del hábitat de inundación permanente y vegetación dispersa dominada por juncos, castañuela y gramíneas acuáticas herbáceas, un hábitat localmente conocido como brosquil que en la actualidad apenas tiene representación en el ámbito del parque natural.

Los primeros trabajos se dirigen a mejorar la capacidad de gestionar con precisión los niveles de inundación, mediante la reparación y reconstrucción de motas, la colocación de compuertas, creación de anguileras y acequias para controlar el flujo de agua desde el canal lateral a todas las parcelas, y mantener así un flujo de agua o secar cada una de estas parcelas de manera individual de acuerdo con los objetivos de gestión. Asimismo, un estudio topográfico permitirá la creación de pequeños desniveles en las parcelas para la implantación de distintas especies de plantas palustres y macroinvertebrados.

En 2018 se establecerá un sistema rotatorio de gestión de las parcelas y se realizará el seguimiento de la calidad del agua y de las poblaciones de macroinvertebrados, así como del uso del espacio como lugar de parada de aves migratorias en los pasos pre y postnupciales.

El espacio cuenta también con parcelas ocupadas por vegetación palustre que dan continuidad a la orla de vegetación palustre de la laguna de la Albufera cuya gestión está destinada a la presencia de hábitat adecuado para la cría de aves palustres amenazadas, en especial para el bigotudo, la buscarla unicolor y el carricerín real.

“Recuperar este hábitat en parcelas con flujo de agua durante todo el año, sin depender de los ciclos de cultivo de arroz y los períodos secos existentes entre febrero y mayo, y gestionarlo como una reserva de macroinvertebrados acuáticos, permitirá al mismo tiempo recuperar hábitats y especies acuáticas muy escasas en el Parque Natural, facilitando así también un refugio para las aves dependientes de éstos”, ha aclarado Pablo Vera, técnico de SEO/BirdLife en la Comunidad Valenciana.

Por su parte, la directora del Parque Natural, Paloma Mateache, asegura que “dicha gestión fomentará el interés por la conservación de la biodiversidad subacuática en la zona mientras el resto del arrozal se encuentra seco”.

La Albufera de València

Es la zona húmeda más importante de la Comunitat Valenciana y una de las más importantes de España y de todo el Mediterráneo occidental. Por los hábitats y especies que alberga de manera regular, forma parte de la Red Natura 2000 y está declarada como Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) y Lugar de Importancia Comunitaria (LIC).

Es fundamental para la conservación de numerosas aves acuáticas y alberga varios endemismos vegetales. En esta época de invernada de anátidas puede llegar a acoger más de 70.000 ejemplares. Por todo ello, la Albufera de València también forma parte del listado del Convenio de Ramsar, que reúne a los principales Humedales de Importancia Internacional.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here